miércoles, 5 de mayo de 2010

Maroma

Ilustración de Emiliano Pereyra

(Del ár. hisp. mabrúm[a], y este del ár. clás. mabrūmah, retorcida).

1. f. Cuerda gruesa de esparto, cáñamo u otras fibras vegetales o sintéticas.
2. f. Am. pirueta (‖ salto acrobático).
3. f. Am. Función de circo en que se hacen ejercicios de acrobacia.
4. f. Am. Voltereta política, cambio oportunista de opinión o partido.

andar alguien en la ~.

1. loc. verb. Tener partido o favor para algo.

Real Academia Española

Cuántas acepciones, y qué diferentes unas de otras. Trato de pensar en qué sentido la he usado. Pero no se me presenta el término con mucha claridad. En la infancia he escuchado: Se viene la maroma.
Supongo sería en su sentido de "circo" y el movimiento y alboroto que arma cuando llega a un pueblo con sus malabaristas y propuestas.

4 comentarios:

Funes dijo...

Qué palabra FANTASTICA Celeste!!!! Creo que la ha propuesto vicky: tenés que nombrarla YA a Vicky en el equipo asesor!.
Bueno, respecto de MAROMA en mi barrio le dábamos otro uso que no aparece en las definiciones subidas por Celeste: decíamos "se armó la maroma!" en el sentido de "se pudrió todo" o "se armó un lío bárbaro". Tengo una historia para ejemplificar:
En mi barrio todos los febreros, cortábamos una calle y hacíamos un baile de carnaval al que asistía todo el barrio.Foquitos de colores, banderines, orquestas tocando, los chiquitos corriendo entre las parejas que bailábamos, mesas de madera y sillas idem, vino, cervezas, cantina... en fin. Ibamos con nuestras parejas. La mas divertida siempre era la Chela (la prostituta del barrio) que iba en compañia de su hombre, un milico medio estrafalario, petiso retacón, de bigote raro, morocho y santiagueño. Imaginen la escena: estaba allí en el baile la chela con su hombre y estábamos todos sus clientes. La cosa es que en medio del bailongo, el contador Umpierrez se había re mamado. Ya se había casado con una jovencita del barrio con la cual estaba allí en el baile. Pero era tal su mamúa que fue hasta la mesa en que estaba la Chela y el milico y la sacó a bailar. La Chela le dijo incómoda "contador... estoy acompañada". pero el desubicado del viejo le dijo con su vozarrón tan particular "Pero chela, con lo que te pago cada vez que voy a tu casa tendrías que bailar conmigo hasta el carnaval del año que viene!!" Para qué!!! Ahí se pudrió todo. El milico sin hablar, parsimoniosamente se paró, sacó el arma reglamentaria y gatilló. Menos mal que el revolver era proveido por el Estado, porque sino todavía lo estamos velando a Umpierrez.Al no funcionar, el milico le pegó un sillazo por el lomo. Y ahí aparecieron los chupamedias de Umpierrez (que le debían favores) y los que salieron a defender el honor de la Chela. Entonces desde el micrófono se escucha qu alguien dice fuerte "Se armó la MAROMA, carajo!!!". Intenté tomar el micrófono para apaciguar. En esa época daba mis primeros pasos (y últimos) en la política, pero alguien me revoleó una botella y me salvé de milagro.
A los 15 días coincidimos con el Contador Umpierrez en el patio de la casa de la Chela. Ahí el contador alcanzó a decirme "Che, Funes, qué MAROMA que se armó! yo ya le pedí disculpas al milico, me mandé una macana..." y justo lo interrumpió la voz de la Chela que desde adentro de su pieza lo llamó: "Contador Umpierrez, adelante, pase". "Che, Funes, con permiso, es mi turno" me dijo Umpierrez y se perdió por la galería de piso de ladrillo hacia la habitación donde la Chela lo esperaba.

Funes dijo...

Agrego algo mas y me rajo antes que Celeste me diga "che, funes... tenés tarjeta roja por hoy!": hay una milonga "Un Baile a Beneficio" de Fernandez y Caccaviello, que si bien no tiene la palabra "maroma", si recuerdo que en una grabación antigua, entre las estrofas el cantor dice "se armó la MAROMA, se armó". Aqui una parte de la milonga:

Con el lungo Pantaleón,
Pepino y el Loco Juan,
el Peludo Santillán,
Tito y el Chueco Ramón,
salimos con la intención
de ir a un bailongo fulero
a beneficio de un reo
que se hallaba engayolado
en Devoto y acusado
por asuntos de choreo.
...................
Entre el ambiente de minas
estaban las de Mendieta
con la flaca Pañoleta,
la Paja Brava y la China,
Pichota, la Golondrina,
la mechera Encarnación,
la Bizca del Corralón,
la Grela de Puñalada,
Sarita de la Cortada,
y la Parda del Callejón.
......................
En el baile, meta y ponga,
era brava la negrada;
y, entre cortes y quebradas,
una negra media conga
bailando con un chabón,
le dio al Loco un pisotón
propiamente en el juanete:
si Santillán no se mete
el Loco le da un piñón.

Pero un petiso careta
al Loco le dio un sopapo;
cayó lo mismo que sapo
haciendo sonar la jeta.
Intervino Pañoleta
para arreglar la cuestión,
el petiso para un rincón
se las quería picar,
pero lo hizo sonar
de un tortazo Pantaleón.

(Aquí, recuerdo, el cantor dice "SE ARMÓ LA MAROMA, SE ARMÓ!")

Después se armó la podrida:
piñas, patadas, bancazos...
Santillán tiró un balazo
con un chumbo que tenía.
Toda la gente corría,
quedó la casa pelada;
pa' terminar la velada
yo me llevé un bandoneón,
un Perramus, Pantaleón,
y el Loco, el Loco la jeta hinchada.

Mariela Torres dijo...

No recuerdo haber usado nunca esa palabra, y con tu entrada me explico por qué, tiene tantas acepciones que es difícil saber cuál es la que nos conviene.

Besos.

Celestacha dijo...

Funes, tus relatos son tan ricos en descripciones sensibles ( no es sólo el hecho de describir, sino el de hacerlo con la capacidad de transportar al otro a esos lugares, esas sensaciones ) que son dignas de un blog en sí mismo. El blog de Funes, Funes en su salsa, Los entrecuentos de Funes, Los entuertos de Funes...uy !! cuántas ideas !!.
Gracias por regalarnos tus historias.
besos, Celeste

Quizá también te interese

Related Posts with Thumbnails