jueves, 29 de julio de 2010

Occipucio

Ilustración de Danny McBride
(Del cruce del lat. occĭput, -ĭtis y occipitĭum, de una misma significación, occipucio).

1. m. Parte de la cabeza por donde esta se une con las vértebras del cuello.

Real Academia Española


El occipucio es el nombre científico para la porción posterior e inferior de la cabeza. Normalmente decimos cuello, nuca, pescuezo, cogote y mucho menos usual referirnos a occipucio, colodrillo, cerviz o testuz., en los animales.

No dejo de asombrarme a cada paso de la riqueza inigualable de nuestro lenguaje !

A propósito, nunca les propinaron, cuando eran pequeños, una colleja en el occipucio ??

5 comentarios:

Edit dijo...

Ja, Ja... es una palabra muy querida, por el modo que la usaban mis mayores para llamarme la atención.
Querida Cele, cuando quieras pasa por mi Blog para retirar el premio Dardos II, que es un humilde reconociento a tu gran labor en este, tu salvataje excepcional de las palabras.
Que tengas un maravilloso día.

Viejex dijo...

Siempre sospeché que esta palabra era mal usada. No creo que nadie jamás me haya expresado lo que realmente quería decir cuando me han amenazado con darme una patada en el occipucio.

Celestacha dijo...

me parece que su sonoridad no ayuda a pensar en el cuello !. Quizá quien te amenazó era un karateca y hablaba de verdad, con ganas de desnucarte !.
Saludos !

Celestacha dijo...

Hola Edith, gracias por el premio...uy !!! qué lindo se siente recibir premios !! aunque no quiero ser cursi, ya sabés que lo que realmente es un premio todos los días es encontrar que pasaron por aquí. Besos !!

Funes dijo...

voy a terciar en defensa del concepto occipucio como otra parte del cuerpo humano.
Mis mayores no se referían ni se refieren al cuello o a la nuca cuando me amenazaban con pegarme una patada allí.
En el bar diría que no todos los días pero dos o tres veces por semana pensamos en qué bueno sería pegarle una patada en el occipucio a mas de un político que mal administra nuestros dineros.
Y recuerdo bien que, después del sillazo que le pegó en el lomo al contador Umpierrez en el baile de carnaval, éste recibió una patada en un lugar indubitable: el occipucio, unido al cuello pero por una gran cantidad de vértebras que lo separan.
En fin

Quizá también te interese

Related Posts with Thumbnails